Saltar al contenido

Biografía de Jesús de Nazaret

Además de ser una de las figuras centrales del cristianismo, Jesús de Nazaret (c. 4 a. C.-c. 30 d. C.) sostiene una importante carga histórica. Su existencia representa uno de los elementos más enigmáticos de la historia de la humanidad y su paso por este mundo sentó las bases de algunas de las instituciones más grandes que jamás hayan existido. En la biografía de Jesús de Nazaret te ofrecemos una mirada profunda a todos los detalles de la vida del Mesías.

Biografía de Jesús de Nazaret resumen

Huyendo de una amenaza

Jesús de Nazaret nació alrededor del año 4 a. C en Belén, ciudad que actualmente pertenece a Palestina. Su madre, María, era la prometida de José, un carpintero. Según los evangelios canónicos del Nuevo Testamento, María era virgen y jamás había tenido ningún tipo de interacción sexual. Poco después de su nacimiento, sus padres tuvieron que escapar a Egipto debido a que el rey Herodes había ordenado asesinar a todos los bebés de Belén tras oír rumores sobre el nacimiento del hijo de Dios.

NOTA
Incluso dentro de la comunidad científica, existe casi unanimidad absoluta respecto a que Jesús de Nazaret existió. La mayoría de los registros históricos que se tienen de su vida están basados en los evangelios de Marcos, Mateo y Lucas. Aunque estos escritos no especifican exactamente la fecha de su nacimiento, se ha demostrado que no fue en el año 1.

Después de la muerte de Herodes, José y María se refugiaron en Nazaret junto con el pequeño. Fue en esta ciudad en donde Jesús pasó la mayor parte de su vida privada. Durante su juventud, tuvo la oportunidad de aprender el oficio de carpintero a través de José, con quien mantenía una buena relación. Más allá de eventos puntuales que demuestran el interés del joven por su crecimiento espiritual, incluso los evangelios fallan en proporcionar suficientes detalles sobre esta etapa de su vida.

El bautismo de Jesús de Nazaret

A los 30 años de edad, Jesús de Nazaret le pidió a su primo Juan —con quien era contemporáneo— que le bautizara, mientras se encontraban a las orillas del río Jordán. Juan cuestionó la decisión, argumentando que debía ser su primo quien le bautizara a él por su superioridad espiritual. De acuerdo con el cristianismo, Juan lo declaró el hijo de Dios después de observar una revelación divina. Apenas unos días más tarde, Jesús partió hacia el desierto para ayunar y meditar.

Los evangelios narran que Jesús de Nazaret permaneció en el desierto un total de 40 días y noches. Durante este tiempo, enfrentó las tentaciones del diablo, quien se manifestó para ofrecerle riquezas y poder. Tras ignorar las ofertas del demonio, Jesús regresó a la región de Galilea y visitó diversos pueblos. Fue en uno de estos poblados en donde conoció a María Magdalena, una mujer que se convertiría en su fiel seguidora.

A medida que acumulaba discípulos, Jesús de Nazaret continuó predicando la palabra sobre la venida del reino de Dios. Este periodo, conocido como ministerio, es narrado a través de los evangelios sinópticos. Según el cristianismo, Jesús realizó distintos tipos de milagros durante su ministerio, los cuales incluyen transformar el agua en vino y sanar a los enfermos. Mientras los rumores sobre sus enseñanzas se esparcían, la multitud que lo seguía continuaba creciendo.

La ira de los fariseos

Las noticias sobre Jesús de Nazaret no tardaron en llegar al emperador y sus hombres. Los fariseos, un grupo de judíos asociados con el gobierno, retaron públicamente a Jesús y señalaron que su poder provenía del demonio. Jesús cuestionó la lógica de sus líderes y argumentó que semejante acusación equivalía a negar el poder de Dios. Aquella respuesta representó una humillación pública para los fariseos, quienes empezaron a perder el apoyo de los ciudadanos.

El Evangelio señala que Jesús de Nazaret les probó a tres de sus discípulos más cercanos que era el hijo de Dios antes de dirigirse a Jerusalén. Fue recibido por una multitud en la entrada de la ciudad, mientras decenas de personas lo alababan como el Mesías. Durante la próxima semana, Jesús debatió con los sacerdotes del templo, quienes aún lo cuestionaban. De acuerdo con los evangelios canónicos, fue en esta semana que trajo a Lázaro de Betania, un pueblerino, de vuelta a la vida.

En un evento conocido como la última cena, Jesús se reunió con sus discípulos y escogió a sus doce apóstoles. Durante la comida, predijo que uno de ellos lo traicionaría. El presagio se cumplió cuando Judas Iscariote, uno de los doce elegidos, lo entregó a los fariseos más tarde. Fue llevado a los sacerdotes de mayor prestigio en Jerusalén, quienes lo humillaron cuando se negó a responder a un interrogatorio. Judas, por su parte, fue presa del remordimiento y se suicidó.

Crucifixión y resurrección

El día después de su arresto, Jesús de Nazaret fue llevado hasta el palacio de Poncio Pilatos, el gobernador romano de Judea. Pilatos se lavó las manos y accedió a las demandas de los sacerdotes de condenarlo a muerte, ya que temía desafiar al emperador. Tras golpearlo, los soldados romanos le colocaron a Jesús una corona de espinas y lo obligaron a llevar una cruz hasta el monte del Calvario. Más tarde, sería crucificado junto a dos ladrones y declarado muerto.

El reino que ve enfrentados a hermano contra hermano es un reino que jamás podrá subsistir.Jesús de Nazaret.

De acuerdo con el Evangelio, María Magdalena encontró la tumba de Jesús de Nazaret vacía tres días después de su muerte. Después de hablar con Magdalena, Jesús apareció frente a María, su madre. Posteriormente, fue en busca de sus apóstoles, quienes permanecían escondidos por miedo a represalias. Tras encontrarlos, les pidió predicar el Evangelio y conservarlo a través de la historia. Después de 40 días, caminó junto con sus discípulos hasta el monte de los Olivos y ascendió a los cielos.

Seguramente te gustará conocer algunas de las mejores frases de Jesucristo que no sólo marcaron la historia, sino que sirven de enseñanza y crecimiento espiritual:

Otras biografías recomendadas:

Si la biografía de Jesús de Nazaret ha calado en tu mente y te ha acercado más a la Palabra de Dios, no dudes en conocer la historia de otros ➽➽➽ personajes bíblicos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *