Biografía de Nelson Rockefeller

El apellido Rockefeller se destacó por ser uno de los más poderosos de Estados Unidos de América en los siglos XIX y XX, y uno de los más destacados representantes de ese clan de empresarios millonarios, políticos y filántropos fue Nelson A. Rockefeller (1908-1979). Llegó a ser cuatro veces gobernador de Nueva York y vicepresidente de su país. La presente biografía de Nelson Rockefeller recoge los hechos más destacados de este polémico personaje. ¡Te sorprenderán!

Biografía de Nelson Rockefeller resumen

Una familia de industriales y mecenas

Decir que Nelson Aldrich Rockefeller nació en una familia millonaria es una afirmación bastante modesta. 26 años antes de su nacimiento, ocurrido el 8 de julio de 1908, el abuelo John Davison Rockefeller dominaba el monopolio de la industria petrolera de Estados Unidos a través de su empresa Standard Oil.

Sus padres fueron John Davison Rockefeller Jr., también destacado industrial, y Abigail Greene Aldrich, conocida cariñosamente como «Abby». Rockefeller fue el tercer hijo y, gracias a su fuerte temperamento, el líder de sus cinco hermanos, Abigaíl (su única hermana), John III, Laurance, Winthrop y David.

Nelson Rockefeller y su carrera presidencial

La dinámica inteligencia de Rockefeller pronto lo destacó en los estudios. En 1930 obtuvo el título en Economía mención cum laude en la Universidad de Dartmouth y al día siguiente de su graduación se casó con la que sería su primera esposa, Mary Todhunter Clark. A partir de allí comenzó su carrera como industrial en los negocios familiares. Por ejemplo, dirigió el Chase National Bank, el Rockefeller Center y la Standard Oil a través de una filial venezolana de esta empresa, la Creole Petroleum.

Un hombre como Nelson Rockefeller no tardó en darse a conocer entre la alta política estadounidense. Desde niño había dicho que quería ser presidente de Estados Unidos y hacia allá apuntó al aprovechar las distintas plataformas empresariales y filantrópicas que su familia poseía. Con apenas 32 años, le expresó al entonces presidente de Estados Unidos, Franklin D. Roosevelt, su preocupación por la influencia del nazismo en América Latina. Entonces Roosevelt le otorgó la Coordinación de la Oficina de Asuntos Latinoamericanos.

¿SABIAS QUE...?
Nelson Rockefeller hablaba muy bien el español y tenía una relación muy cercana con América Latina, especialmente con Venezuela, país que visitó en reiteradas oportunidades y en donde invirtió en cadenas de supermercados, agricultura y línea blanca.

Posteriormente, y bajo el mismo gobierno, Rockefeller se desempeñó como Secretario de Estado y representó a su país en la organización de las Naciones Unidas (ONU). De pronto, su carrera política vivió su primer revés de importancia, cuando el recién electo presidente, Harry S. Truman, lo despidió y dio un giro de 180º a las políticas de Rockefeller. Pero esto no lo amilanó. En 1950 logró que el mismo Truman lo nombrara como presidente de la Junta Asesora de Desarrollo Internacional.

El cambio de gobierno con el nuevo presidente, Dwight D. Eisenhower, no afectó su trabajo como funcionario de su país. Bajo su asesoría se creó el Departamento de Salud, Educación y Bienestar y se agregaron más de 10 millones de personas a la Seguridad Social. Más adelante, llegó a ser asistente de Asuntos Exteriores.

La gobernación de Nueva York

Rockefeller quería ser más que un empleado del gobierno de turno y vio en la gobernación de Nueva York un medio para llegar a la presidencia. En 1958 renunció a sus cargos federales y se centró en la campaña que lo llevaría por primera vez al cargo de gobernador. Intentó participar en la carrera presidencial de 1960 pero quedó a medio camino al perder ante el otro republicano, Richard Nixon.

DATO CURIOSO
Aunque sus padres y su abuelo John D. Rockefeller intentaron inculcarle los severos principios de sus creencias bautistas, Nelson Rockefeller los desestimó porque chocaban con su temperamento audaz y ostentoso.

En 1964 lo intentó de nuevo, pero lo impidió el escándalo de su divorcio en medio de acusaciones de infidelidades por parte de su esposa. De hecho, se casó de nuevo 5 semanas después del divorcio con una mujer 18 años más joven, Margaretta Large «Happy» Rockefeller, con quien tuvo dos hijos más. Tras intentar sin éxito llegar de nuevo a la Casa Blanca en 1968, continuó como gobernador, cargo que ocupó durante cuatro mandatos inmediatos.

Renuncia y muerte del gran Rockefeller

14 años después de su primera elección al gobierno de Nueva York, en 1974, dimitió a este cargo y recibió la nominación a la vicepresidencia del presidente Gerald Ford, puesto que ocupó hasta 1977 cuando renunció a la política porque sus aspiraciones presidenciales se vieron truncadas definitivamente.

¡ESTO TE SORPRENDERÁ!
Nelson Rockefeller aportó los recursos para financiar la primera traducción al inglés del libro Cien años de soledad escrito por el autor colombiano Gabriel García Márquez.

El 26 de enero de 1979 el mundo amaneció con una sorprendente noticia: Nelson A. Rockefeller había muerto a los 70 años de un ataque cardíaco en su oficina del Rockefeller Center. Sin embargo, una verdad más truculenta salió a la luz: El ataque le sobrevino en su casa donde se encontraba con una asistente de 25 años llamada Megan Marshack. A sus exequias asistieron más de 2000 personas.

Nelson Rockefeller dejó un gran legado como mecenas y coleccionista de arte. Entre otras funciones, administró y presidió el Museo de Arte Moderno de Nueva York y fundó el Museo de Arte Primitivo. Se estima que para la época de la muerte de Rockefeller la fortuna total de su familia ascendía unos 490.000 mil dólares.

¡No te pierdas esta corta entrevista a Nelson Rockefeller en español!:

Otras biografías recomendadas:

Si la biografía de Nelson Rockefeller te ha servido para comprender un poco más la historia de Estados Unidos, no dudes en echarle un vistazo a nuestra sección de ➽➽➽ Biografías: Políticos.
Compártelo con tus amigos!!Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Email this to someone
email

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*